Grandes actores que rechazaron grandes papeles



Por JtvLion

Izq, Sean Connery. Arriba der: Anthony Hopkins
como el Dr. Hannibal Lecter en
"El silencio de los corderos"
Debajo: Ian McKellen como Gandalf en
"El Señor de los Anillos"

Tarde o temprano, en la vida de una estrella de Hollywood siempre llega ese momento en el que hay que decidir si aceptar o no un determinado papel para cierta película. Las razones para no aceptarlo son variadas: no lo consideran importante -o no aciertan a descubrir esa importancia-; están mal aconsejados -principalmente, por sus agentes-; tienen otros proyectos entre manos y no los quieren abandonar -aunque luego no consiguen triunfar con ellos- o, simplemente, no saben elegir bien sus personajes. Lo cierto es que muchos intérpretes han dejado pasar verdaderas oportunidades de oro. 

Esto es más habitual de lo que nos pueda parecer, y alguno ha desdeñado verdaderas joyas, que luego han sido auténticos “bombazos” de taquilla y una oportunidad única para aquellos actores que finalmente los han interpretado. En este sentido, Sean Connery se lleva el gato al agua. El actor escocés ha dicho NO a encarnar, por ejemplo, a Hannibal Lecter en El Silencio de los Corderos, a Morpheus en The Matrix, o a Gandalf en El Señor de los Anillos, por poner sólo los ejemplos más llamativos. Es curioso, porque Connery se hizo famoso por ser el mejor James Bond de la historia, y no fue la primera opción para encarnar al agente 007: Cary Grant no quiso hacerlo. 

La película de Peter Jackson, El Señor de los Anillos, no tuvo en la de Sean Connery la única negativa: Daniel Day-Lewis y Stuart Townsend no quisieron hacer de Aragorn, lo que benefició, y mucho, a la carrera de Viggo Mortensen. Por otra parte, Uma Thurman y Kate Winslet rechazaron ser Eowyn, a quien finalmente le dio vida Miranda Otto.

Izq: Tom Selleck.
Der: Harrison Ford, interpreta a Indiana Jones
¿Qué habría pasado si Tom Selleck no hubiera rechazado el papel de Indiana Jones? ¿O si Steve McQueen hubiera sido John Rambo?


Hay películas míticas, de culto, que se convirtieron en iconos culturales del siglo XX, y con ellas sus personajes. Grandes papeles que otorgaron a sus actores fama y premios. Para muchos de ellos supusieron el despegue definitivo de sus carreras, para otros, incluso les regaló algún que otro premio Oscar. Pero la gran mayoría de esos papeles no estaban pensados para los actores que finalmente los realizaron. Hoy la historia del cine sería muy distinta si esos actores no hubieran rechazado algunos de los papeles más míticos y legendarios de la historia del cine. Veamos:


Tom Selleck era la principal elección de George Lucas y Steven Spielberg para interpretar al arqueólogo más famoso de todos los tiempos: Indiana Jones. Llegó incluso a realizar la prueba de cámara y vestuario con la actriz Sean Young (que también fue tenida en cuenta en primer lugar para el papel de Marion Ravenwood que finalmente interpretaría Karen Allen).


Harrison Ford ya había trabajado con George Lucas interpretando a Han Solo en “Star Wars”, (un papel que inicialmente fue pensado para actores como Sylvester Stallone, Al Pacino y Martin Sheen, que rechazaron la oferta) No obstante, Lukas no queria encasillar a Ford como un actor puramente de aventuras. Por eso penso, como primera opción, en Tom Selleck. Pero, el actor rechazó el papel pues quería centrar toda su atención en la serie policiaca “Magnum”. Finalmente Harrison Ford repitió trabajo con Lucas y se convirtió en el heroe norteamericano por excelencia. Un icono pop de los años 80’s.

Izq: Steve McQueen. Der: John Rambo,
interpretado por Sylvester Stallone

Otro de los personajes icónicos del cine de los años 80’s fue el ex-marine John Rambo. Para su primera aventura, “Acorralado”, basado en la novela “First Blood”, los productores pensaron en un principio una película muy distinta y Steve McQuenn fue elegido para interpretar al personaje. Mucho antes de que Sylvester Stallone fuera contratado para interpretar a Rambo, otros actores fueron considerados para el papel, como Clint Eastwoodd, Al Pacino y Robert De Niro. Dustin Hoffman y John Travolta recientemente declararon que rechazaron el papel por ser muy violento. Al Pacino lo rechazó después de que su solicitud de adaptar el guión para que Rambo fuera un lunático fuera descartada por los productores.

Izq: Will Smith. Der: Keanu Reeves como Neo
en "The Matrix"
Otros muchos grandes papeles fueron rechazados en un principio. El papel de Neo en “The Matrix” fue rechazado, entre otros, por Will Smith, Mel Gibson y Nicolas Cage antes de que Keanu Reeves se hiciera con él. El primer nombre que Tim Burton barajó para su “Batman” fue el del cómico Bill Murray, quien no acepto el papel, Así que Tim Burton se lo propuso a Michael Keaton y este acepto, aunque de muy mala gana. Viggo Mortensen fue llamado a última hora para interpretar a Aragorn, el mítico héroe de “El señor de los Anillos” después que Nicolas Cage lo rechazara.


Michael J. Fox llegó al protagonizar a Marty McFly  de “Regreso al futuro” tras el despido de Eric Stoltz quien comenzó a presentar problemas de disciplina, causando al mismo tiempo que los productores sintieran que no era el mas adecuado para el papel. Pero, antes de Fox, Robert Zemeckis había pensado también en Ralph Macchio, que no lo acepto porque pensaba que el filme trataría solo de un chico, un carro y unas cuantas capsulas de plutonio. Mala suerte para el. Finalmente, Fox estuvo disponible para grabar el filme. Richard Gere  y Kevin Costner rechazaron el papel de John MacLane  en “Duro de matar”. Y casualmente, también rechazarían el papel de Brad Pitt en “Seven”. Mientras que Mel Gibson y el polémico O.J. Simpson rechazaron el papel del robot más famoso de la historia del cine en que cambio definitivamente la imagen que hasta ese entonces tenía Arnold Schwarzenegger y lo convirtió en el autentico “Terminator”

Izq: Kevin Costner. Der; Bruce Willis
 interpreta a John McLane en Duro de Matar


Clint Eastwood consiguió el papel de “Harry el sucio” tras los rechazos de John Wayne y Frank Sinatra. Russel Crowe nunca hubiera sido Maximus en el “Gladiator, de Ridley Scott si Tom Cruise, Mel Gibson y Nicolas Cage hubieran aceptado el papel.

Izq: Michelle Pfeiffer. Der: FBI Agente especial
Clarice Starling, interpretada por Judie Foster
Especialmente paradójico fue el caso del exitoso film El silencio de los corderos”. En un principio, se le consideraba una película excesivamente violenta y polémica, motivo por el cual los agentes de la mayoría de actores propuestos desecharon la idea de participar en el proyecto. El papel de Hannibal “el canibal” fue rechazado por actores como Jeremy Irons, Jack Nicholson, Sean Connery, Christopher Lloyd y John Hurt, mientras que Michele Pfeiffer rechazó interpretar a la agente especial del FBI. Posteriormente Anthony Hopkins y Jodie Foster interpretarían magistralmente los papeles protagónicos del Dr. Hannibal Lecter y la agente Clarice M.  Starling, respectivamente, por los que ganaron sendos premios Oscar a la mejor interpretación masculina y femenina.


Izq: Demi Moore. Der: Julia Roberts como
Vivian Ward en "Pretty Woman"

Algo similar les ocurrió a Sandra Bullock y Ashley Judd con el papel de “Million Dollar Baby”, interpretación que significó un Oscar para Hilary Swank. Demi Moore rechazó el papel de “Pretty Woman” porque consideraba que interpretar a una prostituta podría ser perjudicial para su carrera, aunque Julia Roberts acepto el reto que definitivamente la lanzó al estrellato. 


Izq: John Travolta. Der: Tom Hanks en la piel de
Forrest Gump
Después de Sean Connery, el que peor tino ha tenido para escoger sus trabajos ha sido John Travolta, que rechazó “Chicago”, “The first Knight” y “American Gigoló” -todas las acabó interpretando Richard Gere-, y, posteriormente, también se negó a actuar en “La milla verde”, “Apollo 13” y “Forrest Gump”.  -todas hechas por Tom Hanks-. Pero, a decir verdad, ¿quien podrá imaginarse alguna vez al tierno e inocente Forrest interpretado en la piel de John Travolta?   



Otra sonora renuncia de Travolta: “Atracción Fatal”, agradecido trabajo que termino haciendo Michael Douglas. 


El actor falla más que una escopeta de feria a la hora de elegir los papeles que le ofrecen. Bueno, él o sus managers (más de uno ha acabado de patitas en la calle por no haber sido buen consejero a la hora de encaminar su carrera). Exagerando un poco, Travolta podría tener más prestigio mencionando los papeles que ha rechazado que los que ha aceptado, sin contar para los que fue considerado, pero que finalmente no le ofrecieron (“Acorralado”, “El expreso de medianoche”, “Mejor... imposible”, “Donnie Brasco”)



Bela Lugosi, conocido por interpretar a Drácula, declinó ser Frankestein. Sylvester Stallone pudo haber sido John Book, el detective protagonista de “Único Testigo”, que terminó interpretando Harrison Ford y que le valió una nominación al Oscar como Mejor Actor. Richard Dreyfuss nos habría privado de la enormidad de  Jeff Goldblum en su interpretación del científico Seth Brundle en “La mosca”.  



Izq: Gwyneth Paltrow. Der: Kate Winslet como
Rose deWitt Bukater en "Titanic"
Por ultimo, Gwyneth Paltrow no quiso el papel de Rose deWitt Bukater en la monumental “Titanic”. Este personaje lo acabó interpretando Kate Winslet, y lo agradeció eternamente haber sido parte de la segunda película más taquillera de todos los tiempos. Como dice el refrán: “…nadie sabe lo que tiene… hasta que lo pierde”



Entradas populares